Ultimo Momento
NOTICIAS DE ULTIMO MOMENTO!!!
25/06/2018 10:08 | Provincias
MENDOZA: el caso de García Campoy sigue sin Justicia
Imprimir
 
Recomendar
 
Votar
votos
 
 
MENDOZA: el caso de García Campoy sigue sin Justicia




Fotografía del 13 de junio de 2014, cuando fue hallado el joven Andrés García
Campoy con un tiro en la nuca luego de acceder a control de Gendarmería sobre
la ruta provincial N° 7 de la ciudad de Mendoza.


FOTO: DIARIO LA REPÚBLICA-SAN LUIS


CIUDAD DE MENDOZA (Especial para EL SOL ABC). La madre del joven asesinado en esta ciudad por efectivos de Gendarmería Nacional sigue clamando justicia. La muerte del joven Andrés García Campoy ocurrió en junio de 2014, que hasta el 2015 la causa ya había registrado avances con la individualización y acusación contra dos efectivos de esa fuerza como los autores de la muerte de la víctima. Pero ahora ese caso vuelve a tomar relevancia, porque con el actual Gobierno todo como que se ha borrado o ha sido puesto “en punto cero”.
 
Para recordar
 
El diario La República de la provincia de San Luis fue uno de los que más investigó sobre este caso y gracias a ese trabajo se pudo determinar los pormenores del caso.
 
Esto publicó La República en su momento: Ramiro Villalba, el nuevo abogado de la familia de Andrés García Campoy, el chico que se crió en San Luis y que murió de un disparo en la cabeza, en un puesto de control de Gendarmería Nacional, en Mendoza, comparte el parecer de los parientes del muchacho fallecido. No tiene dudas de que Andrés, de 20 años, fue ejecutado por un joven efectivo de ese cuerpo, Maximiliano Alfonso, y que éste lo hizo “en presencia y con el beneplácito de otro”, Corazón de Jesús Velázquez. Por ello, Villalba jugó una carta fuerte el jueves: le pidió  al juez federal que investiga el caso, Walter Bento, que les revoque a ambos la falta de mérito que les había dictado y los procese por homicidio agravado, por ser cometido por efectivos de una fuerza de seguridad.
 
Los imputados “no se imaginan a quién mataron. Andy era un ángel. Un chico bueno, un muy buen estudiante, alegre, lleno de proyectos, que hacía amigos en todos lados. Si van a la escuela ‘Rosenda Quiroga’, donde estudió, les van a poder decir quién era. Justamente porque no saben quién era Andy nunca creímos esa mentira que inventaron para tapar el crimen, que mi hijo se había suicidado. (Los sospechosos) no saben con quiénes se metieron. No nos vamos a quedar quietos. Vamos a hacer todo para que la verdad salga a la luz y se haga justicia”, prometió ayer Mónica, mamá de Andrés y vecina de La Punta.
 
Mónica contó que hace menos de un mes contrataron a Villalba, para que se hiciera cargo del caso. El penalista les dijo que estudiaría el voluminoso expediente que inició el viernes 13 de junio del año pasado, cuando Andrés recibió una bala que salió de una vieja carabina, una reliquia heredada de su familia paterna, que llevaba aquel día en la parte trasera de su Peugeot 504 verde. Los parientes suponen que el muchacho iba a venderla y que se topó con los gendarmes cuando iba a encontrarse con el comprador, en la ruta nacional Nº 7, a la altura del kilómetro 1060, en jurisdicción del departamento de Luján.
 
En el documento que presentó la semana pasada al magistrado, Villalba enumera una a una las nuevas pruebas incorporadas tras el dictado de la falta de mérito, que, a la luz de todo lo que ya hay en el expediente, sostienen su teoría de que Andrés no se suicidó, sino que fue víctima de un homicidio.
 
El magistrado, al parecer, prefirió analizar y valorar los testimonios de los allegados a Andrés después de tener la autopsia psicológica. Esa prueba ya fue sumada. La psicóloga que la realizó, Marta Mula, del Cuerpo Médico Forense de la Justicia de Mendoza, concluyó que “desde el punto de vista psicopatológico, a tenor de los antecedentes recolectados y el estudio de la personalidad de Andrés García Campoy, se puede inferir en términos de probabilidad que no presentaba un síndrome pre suicida en su último periodo de vida”, citó Villalba en su escrito.
 
La profesional especificó en su informe que el muchacho no había tenido internaciones psiquiátricas y que “no había indicadores previos de trastornos psicopatológicos personales ni familiares”.
 
Dijo, además, que no se registraban intentos de quitarse la vida, tendencias suicidas o de autoagresión o conductas de riesgo. “Por el contrario –expresó Mula– se destaca un manejo correcto y respetuoso con proyecciones futuras”. Al momento de fallecer, Andrés cursaba el primer año de la Licenciatura en Seguridad e Higiene, en la Universidad del Aconcagua, en Mendoza. Llevaba la carrera a término, con excelentes notas, recordó su mamá.
 
“Se reconstruye una vida sana, activa, responsable con una niñez y adolescencia normal, sin acontecimientos traumáticos –especificó la perito psicóloga–. Compartía gran parte de su tiempo con su grupo familiar, aquí en Mendoza, y con el resto de su familia, en San Luis. Esto lo hacía sentir contenido, aceptado y protegido (…) Se observan rasgos que lo caracterizan como una persona alegre, cariñosa, tímida al comienzo de las relaciones, respetuosa de límites (…)”.
 
Entre el 6 y el 10 de junio, el muchacho había estado de La Punta, visitando a su mamá, Mónica, a su “papá del corazón”, Jorge Peralta, y a sus dos hermanos menores, Juan Manuel García Campoy y Agustín Peralta. “Cuando estuvo acá renovó el carné de conducir. Y esa noche que lo mataron tenía un festejo, al que iba a ir. Al lado del taller mecánico en el que trabajaba hay una vinoteca. Allí le compró un vino de regalo a su amigo que cumplía años. Llevaba la botella en el baúl del auto. Estaba pensando en un parcial que tenía que rendir. Programó un viaje conmigo a San Francisco. Una persona que se va a suicidar no se comporta de ese modo”, aseveró Mónica.
 
En su escrito, Villalba transcribió una parte del informe de la pericia psicológica que le hicieron a Alfonso, quien, para él, sería quien gatilló la carabina. En el estudio se destaca que, si bien Alfonso fue a todas las citaciones de manera puntual, “se detecta durante las mismas un elevado monto de tensión y colaboración acotada. Presenta un discurso en el que predominan los aspectos racionales, despojados de contenido emocional, mostrando un estilo sobre controlado. Se muestra rígido, con actitud defensiva, intentando enfatizar sus virtudes y negar sus conflictos. Presenta escasa capacidad introspectiva y de autocrítica, con elementos de omnipotencia. Apela a la racionalización para justificar situaciones de conflicto”.
 
Lo que denuncia hoy la madre de Andrés
 
La madre del joven asesinado nos hizo llegar carta donde expresa lo siguiente: “Hola soy Mónica Campoy, mamá de Andrés García Campoy, el estudiante que mató Gendarmería en la provincia de Mendoza. El 13 de junio de 2014.
’’Andrés tenía 20 años, era un ser de luz, nunca tuvo problemas con la policía ni nunca robó ni pisó una comisaría. Fue en un control rutero; llevaba toda la documentación al día del auto como corresponde. Él llevaba una carabina de colección del año 1860, era de su bisabuelo para vender o mostrársela a un señor en la destilería. Que nunca se encontró. No sé qué paso en ese control que mi hijo termina con un tiro en la cabeza en la parte de atrás. Llega el fiscal provincial el señor Calle y lo carátula como homicidio agravado por fuerza de seguridad, donde están implicados los gendarmes Maximiliano Alfonso Cruz y Corazón de Jesús Velázquez; no les creyó que mi hijo se suicidó como ellos le quisieron hacer creer. Luego el caso pasó a manos de los tribunales federales del juez Walter Bento. Donde ahora se defiende a los gendarmes. Nunca pudieron abrir el celular de Andrés ni en Buenos Aires ni en Mendoza. Todas las pruebas fueron borradas y ahí empezó mi calvario. Por eso pido que todos se interesen por mi caso, donde este Gobierno que defiende a las fuerzas represivas del Estado quiere que este caso sea otro como el de Santiago Maldonado o del joven mapuche muerto Rafael Nahuel. Entra a mi facebook ahí vas encontrar todas las notas. Ayudame a difundir el caso de Andrés. Les mando un fuerte abrazo a todos”
, termina diciendo Mónica la madre de Andrés García Campoy desde la ciudad de Mendoza.

 


 
 
 
ico coment
0  comentarios
DEJANOS TUS COMENTARIOS
Codigo anti spam:
86624
Nombre
E-mail
Comentario
Hasta 500 caracteres
El Sol ABC Digital, no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del autor.
 




Noticias Relacionadas


Clima
 


Todostreaming Publicite Aqui Todostreaming Publicite Aqui Todostreaming